Disforia de Género

Reasignación de sexo

“Una es más auténtica cuando más se parece a lo que soñó de sí misma”, expresó Sharon, comunicadora.

En el mundo, una de cada doce mil personas que no está de acuerdo con su género, cambia del masculino al femenino y una de cada 30 mil se transforma de mujer a hombre.

“El decir, no me siento a gusto con mi cuerpo, no soy yo mismo. No me siento a gusto con mi nombre que me llamen. En mi caso yo me llamo “Sergio” y decidí llamarme “Sharon”, expuso la comunicadora.

A estas personas se les conoce como transgéneros o transexuales, pues sienten que están dentro de un cuerpo que no corresponde a su identidad.

“La identidad de género es la convicción íntima, psicológica, personal de pertenecer al grupo de los hombres o alguno de las mujeres”, explicó David Barrios, terapeuta sexual.

“Esto no es algo que, porque está de moda ni que porque vi a fulanito o a menganito ya se me antojó y ya quiero cambiar”, señaló Susana, maquillista e intérprete.

Desde la infancia, cuando se empieza a formar la identidad de género, las personas transexuales se topan con una discordancia que no siempre pueden comprender.

“Yo me acuerdo… Digo, bueno es que yo soy niño, por qué me regalan faldas. Yo tampoco sabía, porque yo decía: “es que es muy raro que yo tenga este cuerpo, ¿no?””, comentó Joshua, técnico en informática.

Algunos países como Australia, Turquía, Nueva Zelanda, España y más recientemente Brasil y Argentina, ya permiten a las personas transgénero obtener documentos de identidad que reflejen su elección, algo que en México aún no es posible.

“Es muy difícil poder tener una identidad, una identidad como mujer en esta política y en esta… en los derechos y en todo esto. Yo no tengo una identidad femenina ni ante el IFE, ni ante las cuestiones legales”, apuntó Sharon.

En nuestro país, a menudo las cirugías de reasignación de sexo se realizan en lugares clandestinos debido a la falta de regulación y el elevado precio de esta intervención.

“Esto en México hoy no está prohibido, pero se hace solamente en la medicina privada a costos muy altos y con riesgos importantes para las personas porque existe mucho charlatán”, destacó Jorge Carlos Díaz Cuervo, diputado de Convergencia, en la ALDF.

“No es cualquier cirujano el que puede hacer una cirugía de reasignación, no es cualquier médico el que puede recetar las hormonas”, dijo Juan Luis Álvarez Gayou, del Instituto Mexicano de Sexología.

Recientemente, el Partido Convergencia presentó en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal una iniciativa para legalizar y brindar cirugías de reasignación de sexo, de manera gratuita, además de cambiar los documentos legales de acuerdo a la nueva identidad.

“Es un proyecto que pretende reformar el Código Civil del Distrito Federal y la Ley de Salud del Distrito Federal para que los transexuales y las personas transgéneros puedan hacer esta reasignación jurídica de su género que se ajuste a su realidad”, declaró Jorge Carlos Díaz Cuervo.

La iniciativa tiene tres ejes.

“La salud, es decir, cómo abordar el tema de los transgéneros y los transexuales desde la perspectiva de la salud; segundo, los derechos humanos, cómo se debe entender este fenómeno desde los derechos humanos y, finalmente, el aspecto jurídico o legal”, manifestó Jorge Carlos Díaz Cuervo.

Cambiar de género es una decisión definitiva e irreversible, por ello es fundamental la ayuda de especialistas, quienes deben brindar un tratamiento multidisciplinario para tomar la decisión correcta.

“Lo que hay que distinguir aquí es que verdaderamente sea un transexual y no sea un padecimiento psiquiátrico que de pronto como algún problema delirante empiezan a tener conductas que podrían ser transexuales”, subrayó Sara Revuelta, psiquiatra y terapeuta sexual.

“La persona realmente transexual desea una modificación de su cuerpo para lograr congruencia, no necesariamente para acostarse o para lograr un coito”, recalcó David Barrios.

Cuando se logra con éxito la congruencia entre cuerpo y mente se definen las expectativas y objetivos de las personas transgénero.

“Cuando retoma su vida, cuando la hace congruente, ocurren muchas cosas positivas en la persona”, añadió David Barrios.

“A futuro yo lo único que quiero hacer es realizar mi vida. Me encantaría formar una familia, tener una pareja estable, trabajar por la familia”, finalizó Joshua.

“Yo te lo digo como persona, soy tan feliz que si yo me muero el día de mañana, yo me voy a ir feliz. Me voy a ir contenta”, concluyó Susana.

Anuncios

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: